NEPAL

Un recorrido alrededor del Everest, un auténtico concurso de belleza de roca y naturaleza exultante. Un país con las montañas más altas del mundo, cuna de Buda y tradiciones milenarias. Un museo al aire libre que no solo dejará huella en tu pasaporte sino también en tu alma.

Bienvenidos a la sombra de los Himalayas donde nos sentiremos pequeños al tiempo que agradecidos de esta experiencia.

Katmandú

Cruce de caminos de antiguas civilizaciones de Asia, Katmandú contiene más de 130 monumentos importantes, entre ellos varios lugares de peregrinación, tanto hinduistas como budistas. Un derroche de puntos de interés, sonidos y olores, que sorprenderán nuestros sentidos, mientras atravesamos los callejones del casco antiguo o nos dejamos caer en cualquier café del barrio Thamel. Un lugar fascinante que nos dará la bienvenida tímidamente para más tarde abrirse en todo su esplendor.

Pasearemos por su Plaza Durbar con sus templos y museos, subiremos a la estupa Swayambhunath «conocido como Templo de los Monos», y a última hora de la tarde nos dejaremos caer en la estupa de Boudhanath para vivenciar una de las tradiciones budistas más importantes de todo Nepal. 

 

Lalitpur – Patan

Patan es la antigua Lalitpur “ciudad de la belleza”, situada a orillas del río Bagmati, y declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, esta ciudad de los tejados de oro, es una de las ciudades budistas más antiguas del mundo. Nos perderemos por la Plaza Durbar, el Templo Dorado, Krishna Mandir, el Templo de la Kumari, o el Palacio Real, al tiempo que nos maravillamos frente a la mirada limpia de esos niños que nos observan.

 

Bhaktapur

La ciudad de los “devotos” está salpicada de plazas medievales, templos, pequeñas callejuelas, que serpentean entre casas de ladrillo rojo y patios escondidos repletos de estatuas, cisternas y pozos. Caminaremos mientras los artesanos tejen telas, cincelan madera o hacen vasijas, al tiempo que los lugareños juegan a las cartas o se bañan en patios comunales. Una joya cultural absolutamente imprescindible para cualquiera que ame la cultura milenaria, los coloridos festivales, los bailes tradicionales, o la arquitectura Newari.

Namo Buddha

Tras un paseo entre arrozales y acompañado de niños que aprenden cantando, llegamos a Namo Buddha donde la mirada llega a lo lejos y cuya vista del Himalaya es impactante en los días soleados. Un lugar donde la naturaleza y la devoción se mezclan dando lugar a espacios singulares como el monasterio de Thrangu Tashi Yang Tse, donde cogeremos el pulso a la vida monástica budista.

 

Bandipur – Ramkot

Magníficamente conservada, Bandipur es un museo viviente de arquitectura Newar. Fue una importante parada de la ruta comercial India-Tíbet. Un lugar ideal para parar y disfrutar de su arquitectura tradicional, y sobre todo de sus mágicos atardeceres desde las casas redondas de los Magar en el pueblo de Ramkot. Aprovecharemos el indescriptible paisaje para caminar entre estos dos pueblos de belleza inigualable.

Pokhara

Muy pocos lugares del planeta pueden presumir de un entorno semejante. Un enclave único para divisar el Annapurna mientras nos relajamos al borde de una barca del lago Fewa o montamos en bicicleta alrededor de su maravilloso entorno. Sus aartis, sus monumentos, sobre todo el Shiva Mandir, sus amaneceres, hacen de Pokhara un lugar difícil de eludir. También visitaremos un proyecto local de apoyo a las mujeres donde se realizan diseños textiles siguiendo patrones tradicionales desde el teñido del algodón, el hilado, la confección en telar hasta llegar al producto final.

 

Chitwan

El Parque Nacional de Chitwan, situado en la llanura de Terai, apenas a 20 km de la frontera con India, es uno de los parques naturales más importantes de Nepal, con una naturaleza exuberante que acoge especies protegidas como el tigre nepalí, el rinoceronte indio, el cocodrilo gavialis, el oso bezudo, entre otras especies. Un lugar ineludible donde realizaremos un safari.

Lumbini

Lugar de nacimiento de el Buda, conocido como el príncipe Siddharta Gautama, Lumbini es un lugar de peregrinación imprescindible para cualquier budista, alejado del ajetreo que tiene Bodhgaya, este lugar santo se nos abre como una pausa en el recorrido donde visitaremos el Templo de Maya Devi, lugar de nacimiento de Buda, así como los templos y monasterios adyacentes. También recorreremos las ruinas del palacio de Kapilavastu donde vivió el príncipe Siddharta Gautama antes de iluminarse.  

 

del 11 de Enero al 1 de Febrero

del 16 de Febrero al 5 de Marzo

del 4 al 24 de Julio

del 6 al 26 de Agosto

del 15 de Septiembre al 5 de Octubre

NEPAL

Un Espejo

en el Cielo

Om Mani

Padme Hum

Peces Dorados

Buda Gautama

Jarrón del Tesoro